Semana contra la homofobia - Si eres padre o madre y estás visitandome, esto quizás te interese - Peliculas Gay

Novedades

Peliculas Gay

Todo sobre peliculas gay, lesbicas, trans, bisexuales y queer.

Post Top Ad

Necesitamos de tu ayuda para poder seguir en línea. ¡Dona! --->

Post Top Ad

mayo 17, 2010

Semana contra la homofobia - Si eres padre o madre y estás visitandome, esto quizás te interese


Si eres padre o madre y estás leyendo esto es porque tu hijo o hija te confesó que es homosexual, o tu lo sospechas. No te preocupes, no vas a leer nada perturbador solo quiero hablar contigo de ciertas cosas.

Primero quiero decirte que soy homosexual, lo que quiere decir que comprendo por lo que tu hijo o hija está pasando en estos momentos, por lo que está sintiendo. Pero también tengo padres (bueno, madre porque mi padre falleció hace años), y también se por lo que estás pasando y estás sintiendo tu también. Tengo muchas cosas que conversar contigo, son tantas que espero no perderme en nada de lo que quiero compartir contigo.

No soy un homosexual viejo, pero tampoco soy un adolescente así que se de lo que te voy a hablar. Si no entiendes algo de lo que digo aquí, siéntete libre de preguntarme.

Para iniciar quiero decirte que tu hijo o hija no es ningún enfermo. Dejemos por unos minutos lo que te han enseñado en tu religión (cualquiera que profeses). No lo hagas por mí, sino por el amor a tu hijo o hija el cual te ha llevado a este post. Científicamente y médicamente está determinado que la homosexualidad no es una enfermedad, diga lo que digan las iglesias. No lo digo yo, lo dicen los médicos y psiquiatras de todo el mundo. Es bueno que no tengas ninguna duda al respecto. Tu hijo o hija no es ningún depravado ni enfermo sexual. Se ha creado una matriz de opinión, una imagen de la homosexualidad que se relaciona directamente con el sexo. Pero la homosexualidad es un asunto que va más allá de algo sexual. La palabra "sexual" en el termino "homosexual" se refiere a sexo como género, no como actividad. El sexo entre los homosexuales es resultado de la normal interacción humana, al igual que lo es entre los heterosexuales.

¿Que por qué tu hijo o hija cree que es homosexual? Es fácil, te lo trataré de dibujar con un ejemplo. ¿Recuerdas la primera vez que te enamoraste? Las maripositas en el estómago y la primera vez que le tomaste la mano a tu amor? ¿Lo nervioso o nerviosa que estabas y como te sudaban las manos? Quizás hasta te temblaban. Bueno, tu hijo o hija siente lo mismo que sentiste tu, pero la diferencia es que el o ella lo siente por alguien de su mismo sexo. Exactamente igual. Ah, si, probablemente su primera vez será como la tuya, pero la de el o ella será con una persona de su mismo sexo.


Es importante que en vez de pensar lógicamente recuerdes todas las veces que te enamoraste. Los homosexuales no somos ajenos a ese sentimiento, pasamos por lo mismo. La diferencia es que nosotros tenemos que ocultarnos porque si no somos maltratados y señalados. No podemos ir al cine agarrados de la mano, ni besarnos en una plaza porque corremos el riesgo de que nos agredan o nos maten. Amamos como todo el mundo, pero el mundo no deja que nos amemos como ellos.


Tu hijo o hija sigue siendo el mismo bebé que tomaste entre tus manos cuando nació. Al que le curaste los raspones en la rodilla, le cuidaste la fiebre o lo consolaste cuando tenia miedo. La diferencia ahora es que necesita mas de ti que antes. Y no hablo de nada material, hablo de AMOR, con mayúsculas, porque afuera hay un mundo que lo odia y ni siquiera sabe por qué.


Tu hijo sigue siendo un hombre. Va a tener la misma capacidad de proveer a su familia, la misma entereza para sacrificarse por los que ama y el mismo valor para tomar un fusil y salir a defender a su país y a su familia. Tu hijo es el mismo hombre de bien, nada ha cambiado. Sus valores están intactos, esos que tu mismo le haz inculcado. Tu hijo no es menos hombre por amar a otro hombre. Simplemente tiene una preferencia distinta a la tuya, pero es el mismo ser humano que criaste y amas. Y si es una hija, te aseguro que tiene el mismo amor para dar, la misma entereza, la misma ternura y la misma capacidad para traer una vida al mundo y hacerla florecer. Solo que tiene una preferencia distinta a la tuya.


Preferencia, es una palabra clave en todo esto. Muchos padres quieren que sus hijos sean médicos, abogados, ingenieros o artistas. Pero no siempre escogemos la profesión que nuestros padres querían para nosotros, pero por eso no somos ni mejores ni peores personas. Las preferencias marcan muchos aspectos de mi vida (por ejemplo a mi me encanta en brócoli y odio el aguacate a diferencia de la mayoría de las personas), de quién nos enamoramos es otra preferencia más. Lo importante es que el camino que tomemos nos conduzca a la felicidad.


Hablando de felicidad. Sabias que la palabra "Gay" significa "alegre". Déjame confesarte que muchas veces ese termino está muy alejado de la realidad. Te lo dice un homosexual que la palabra alegre le es cada día mas y mas lejana. Pero no estás aquí para saber de mi, sino para entender a tu hijo o hija. Estoy completamente seguro que si tu hablas de tus sentimientos con tu hijo o hija y dejas que el o ella te hable de los suyos, ambos serán mas felices. No importas si lloras, te aseguro que si terminas la conversación dejándole en claro que lo o la amas como siempre y que puede contar contigo para lo que sea, como siempre, habrás contribuido a hacer la vida de tu hijo o hija más feliz. Recuerda que en la calle ya hay suficiente gente que nos odia, así que el amor de nuestros padres es muchas veces el único refugio que tenemos.


Se que es difícil para ti asimilar todo esto. Como hace años lo fue para muchas personas cuando su hijo o hija blanco se enamoraba de una persona de color. O como lo fue para muchos padres cuando sus hijas decidieron que querían estudiar y trabajar porque tenían los mismos derechos que los hombres. Pero todos aquellos prejuicios son parte del pasado. Como espero que alguna vez este también lo sea.


Quiero que sepas que tu hijo o hija sufre profundamente tu dolor. El o ella no ha querido herirte. Tus lágrimas son sus lágrimas y la tristeza que quizás ahora sientes es suya también. El o ella no eligió ser homosexual, nació homosexual. Estoy seguro que te sigue amando y en estos momentos necesita de tu amor más que nunca. Se que quizás sientas que es algo te rebasa y desborda, si es así no trates de entenderlo, simplemente ámalo o ámala como aquel primer día en que lo o la tuviste entre tus brazos.


Nunca, léeme bien, nunca digas estas palabras: "para mi estás muerto". Te aseguro que esas palabras te perseguirán por el resto de tu vida. Y no porque yo lo diga, sino porque estoy seguro que amas a tus hijos y cuando alguien que uno ama muere, muere también una parte de nosotros mismos. Quizás tu hijo o hija ya ha tenido suficiente dolor para escuchar algo tan terrible de la persona que mas aman.

Si tu hijo quiere llevar a su novio a la casa, o tu hija a su novia, te recomiendo que lo dejes (te aseguro que te lo agradecerá). Claro, siempre bajo tus reglas, pero con los mismos derechos que tendría si fuera heterosexual. Si yo tuviera un hijo (hetero u homosexual) me gustaría conocer a la persona que quiere. No te espante ni te horrorices si se besa con su novio o novia, recuerda que está sintiendo lo que tu sentiste hace años las veces que te enamoraste. No entres en pánico, la posibilidad que hayan tenido sexo es la misma de las personas heterosexuales. Por eso tu guía y tu consejo son iguales de importantes. No sientas que perdiste a un hijo o a una hija, piensa que ganaste otro.

Otra cosa, antes de terminar. Si pillas a tu hija viendo algo que se llama Yaoi, no te espantes, no significa que ella sea homosexual o una especie de pervertida. Lo que significa es que le gusta ver historias de amor, el amor en todas sus facetas. No la recrimines por ser sensible, simplemente para ellas es una historia de amor más. Sin mencionarte que el Yaoi tiene un dibujo y unas historias muy hermosas. Te recomiendo que veas con ella alguno y te sorprenderás gratamente (sin querer mi mamá vió uno y le gusto, así que se lo que te digo).

Ah, y si quieres saber si tu hijo o hija es homosexual pregúntale. Pero si quieres una respuesta sincera cuida el tono de tu voz, las palabras que utilices y tu postura. No es lo mismo pararte en la puerta de su cuarto con los brazos cruzados, el seño fruncido y gritarle: ¿qué, ahora eres maricón (o tortillera)?, a sentarte a su lado, pasarle el brazo por encima del hombro decirle cuanto lo o la quieres, reiterarle que la querrás siempre, pase lo que pase y preguntarle con voz calmada: "hijo (o hija), ¿a ti te gustan los chicos o las chicas?" Lo más probable es que sea cual sea la respuesta que te de, será la completa verdad. Y en caso de ser afirmativa, ten en cuenta todo lo que leíste arriba. Y en caso de ser negativa, solo será otro momento embarazoso entre padres e hijos que te aseguro no será el último que tengas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Post Top Ad

IMPORTANTE: Si tienes alguna duda o pregunta sobre el funcionamiento del blog (acortadores de link, reproductores de video, etc.) no dudes en visitar la sección de ayuda haciendo clic aqui