Lo más reciente

No les pares


Si crees que te molestan solo porque eres gay, estás equivocado. La gente siempre va a buscar una excusa para molestarte. Te molestarán porque escuchas una música diferente a la que ellos escuchan y también si no escuchas música. Te molestarán si profesas una religión que no es la que profesan ellos, o si no tienes religión. Te molestarán por tu forma de vestir, o si eres monótono en tu vestimenta. Te molestarán si eres gordo y también si eres muy flaco. Cualquier excusa va a ser válida.

Y si, eso será durante toda tu vida. Después que salgas del colegio, no habrá ningún grandulon que te arrincone, te golpee y te diga “marica”, o “emo” o “comegato”, “pelabolas” o “judío de mierda”. El bulling será mas estilizado, menos frontal. Serán habladurías, chismes e indirectas. Eventualmente se atreverán a decir un sarcasmo que te hará sentir mal.

Hace unos días hablaba sobre esto con mi amigo Sobre la infinita capacidad que tiene la gente para molestar a los demás. Y que eso no era solo algo exclusivo de los colegios o universidades, sino que también ocurre con muchísima frecuencia en el ámbito laboral.

Digamos que yo he pasado por momentos difíciles toda mi vida. Son mas los difíciles que los momentos de sosiego. Yo empecé a trabajar cuando estaba aproximadamente en 4 año de la carrera (soy Lic. en Contaduría). Mi inicio laboral fue como analista contable en una pequeña firma, pero 3 meses después de haber empezado tuve la oportunidad de empezar a trabajar en Delloitte & Touche, en ese momento empezó mi vida como auditor. Las firmas son la mejor escuela para aprender (para el que quiera hacerlo) pero también son un nido de chismes, intrigas y gente venenosa.

Recuerdo que cuando empecé solo tenia para ir a trabajar 2 trajes. No tenía dinero para comprarme más porque todo lo que ganaba era para pagar la universidad (que era muy costosa). Recuerdo que un día, cuando venía de un cliente, me rompieron el saco del uno de mis trajes a nivel de la manga. ¿Que como me lo rompieron? Bueno, que que viva en Caracas y haya transitado alguna vez por la transferencia de la estación de metro de capitolio se imaginará como me lo rompieron.

El hecho es que yo no tenía para comprarme otro traje, ya que mi sueldo se iba entre pasaje y universidad. Tuve que pasar aproximadamente 1 mes yendo con el mismo traje todos los días, mandándolo a la tintorería express los sábados para tenerlo limpio para el lunes sin falta. Como era de imaginar, algunos en la firma empezaron a criticarme. No me lo decían, me daba igual ya que no podía hacer nada al respecto. Hasta que un día otro asistente para echarse de gracioso me dijo una pesadez tratando como es de suponerse, de humillarme. Recuerdo que me sentí muy mal, pero no lo demostré, solo le dije calmadamente: “coño cara de cenicero, no me hables tan cerca porque tu aliento huele a carne descompuesta”. Los demás asistentes que estaban ahí se echaron a reír descontroladamente porque era verdad lo que yo le dije. La cara parecía un cenicero porque tenía en la mitad de la cara cubierta por un lunar rojo y el aliento le olía a carne descompuesta (el sarro de sus dientes tenía sarro).

¿Cual es la conclusión de todo esto? Que siempre habrá un idiota que tratará de molestarte. Ya sea por tu orientación sexual, por como luzcas, pienses o por el dinero que tengas. Al final, no les pares. Solo fija tus objetivos en tu mente y lucha por ellos. Vive, trata a los demás con respeto y si los demás no lo hacen contigo, no pongas la otra mejilla, tienes boca para insultarlos también.

Sé feliz.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Peliculas Gay Designed by Templateism.com Copyright © 2014

Imágenes del tema: Bim. Con la tecnología de Blogger.